Los mails de Yahoo no funcionan (problema técnico), por favor, usa el formulario de contacto si no puedes acceder.

Relatos de lo inesperado

Os propongo que contemos aquí historias de estas que nos ocurren y que, al menos cuando te ocurren por primera vez, resultan inesperadas, o no.

Empiezo con esta que es verídica, y además es cierta.

Era mi primera boda ... quiero decir que era a la primera boda que iba como diabético, y, como era habitual en mi por esa época en la que no me atrevía a jugar con la rápida y luchaba por que mi vida fuese “normal”.

Lo tenía todo controlado, había retrasado bastante la mezcla, la había aumentado un poquito, controlado las dos únicas cañitas que podía beberme en el aperitivo, el pan que podía comer, ojo a los rebozados, ojo a las salsa, a las patatas ... vamos, ojo a todo, era mi debut social como diabético.

El caso es que no iba mal la cosa, la mesa la compartía con algunos de mis primos y con “alguna” que siempre me ponían al lado para ver si conseguían hacerme una persona decente, es decir, una persona casada.

Y así estaba cuando ocurrió, justo antes de que empezasen a repartir la tarta, yo estaba de espaldas a los camareros, entonces oí una pregunta que sonó bien alto, y que provocó un silencio sepulcral en mi mesa y las de al lado...

¿es en esta mesa donde hay un diabético?

Me vuelvo y me encuentro al colega con un plato enorme y lleno de fruta pelada y troceada, pero que muy llena, vamos que no tenía insulina suficiente en el boli para atacar eso.

Me quedé callado, cabreado, frustrado ... la fruta se la zamparon entre mis primas y la de al lado.

P.D.: Hace muy poco estuvo a punto de ocurrirme lo mismo en una boda, y por casualidades del destino en el mismo sitio. Esta vez no me quedé callado.

image

Comentarios

  • FerFer
    A mí me ha pasado algo parecido en un banquete de bodas, la pareja que se casaba, me conocían de hace tiempo y sabían que era diabético, por lo que pidieron un "menu especial".

    Una vez en el banquete, cada vez que tenían que servir la mesa era un cachondeo... venía el camarero a grito pelado y preguntado "el menú para el DIABETICOOOO?!!!"... vergonzoso y fustrante, era como tener un cartel colgado al cuello, total, para una vez que vas de boda, pienso que no pasa nada por comer lo mismo que todos, vamos.... para colmo, la comida del supuesto menú especial diabéticos dejama mucho que desear, de bajo en azúcar nada de nada!!!!

    En fin, que creo que es mejor que no se hagan diferencias cuando se come con mucha gente, y que se mantenga el control cada cual.

    Saludos,
    Fer.
    @fer - DM1 desde 1.998 | Dexcom G4 | Novorapid + Lantus. | Sin complicaciones.
    Miembro del equipo de moderación del foro.
  • Hola, soy madre de niña diabética de 9 años. El otro día en el cole su profe estaba mala y llevaron a una suplente para dar clase, ella no le dijo que es diabética y se empezó a notar con sintomas de hipoglucemia, sacó el glucómetro y se hizo un control y cual es su sorpresa cuando se le acerca la profe y la dice:
    -Que sea la última vez que vienes a clase con una consola.
    Con toda su paciencia y una glucosa de 59, ella le explicó que es diabética, que estaba en hipoglucemia y que tenía que tomarse un zumo y que la consola es un glucometro.
    Se lo tomó con mucho humor (yo no tanto), salió del cole tronchada de la risa. Menos mal que la mañana siguiente ya estaba la profe de siempre.
    un saludo.
  • Hola a todos.

    Anabel yo soy mami de un niño con diabetes de 9 años, usamos lantus y humalog.

    Yo uno de los cabreos fue en una excursion a una granja escuela del peque que vino con 1 cartel pegado al jersey con su nombre y otrooooo¡¡¡¡ que ponia diabetico :x menos mal que todavia no sabia leer y estaba muy contento porque decia que por tener dos pegatinas se pudo subir dos veces en el caballo :-/ gueno si es por eso :)) .

    ¿Fer eres el administrador aqui, verdad?
  • Sólo paso un momentín para dar la bienvenida a Anabel.
    En cuanto tenga más tiempo, os contaré alguna cosilla.
    Saludos
  • Jeje, lo de la consola nunca lo había oido ... si confundir bombas con medidores contínuo, pincharse con medirse, estar baja con estar alta.
    y lo de las pegatinas, oye, pues si le sirvió pa algo ... porque desde luego le toca una maestra como la anterior y ya puede tener 40 pegatinas que le va a dar lo mismo.
  • Bueno, este relato también es verídico, y también es cierto. Realmente es un poco de humor negro (o surrealista?) pero os lo cuento como lo viví.
    Mi madre era tipo 3, y no tenía ni puñetera idea de la db, y yo por aquel entonces, que no había debutado, tampoco. El caso es que todo lo que conocíamos de la db era lo que veíamos a mi madre, que ya entonces se ponía insulina. En fin, que mi madre no sabía ni lo que era un hidrato, ella tiraba de los menus que le daba el endo. ¿Y donde está lo inesperado? Pues a la hora de medirse, lo hacía dos veces al día ... veréis, a estas alturas ya sabéis que incluso controlando y sabiendo lo que haces lo que te salga al medir puede ser inesperado, pues imaginaros si no controlas nada de nada. La escena era la siguiente, mi madre se instalaba en el sillón, con la mesa llena de cosas “raras”, cogía el algodón y se limpiaba el dedo, cogía la tira y la instalaba en el gluco, luego se masajeaba el dedo, luego cogía el pinchador (ver nota) y hacía lo propio, entonces apretaba con fuerza sobre el dedo, si todo había ido bien ella decía, vale, hay suficiente, acercaba el gluco, se oía un pitido, y entonces ella se quedaba 30 segundos mirando el gluco y diciendo, “ya verás que alta, verás, verás, verás que alta ...”, y a los 30 segundos se oía otro pitido y entonces podía decir ella, “lo ves”, o, “110, perfecto, biennn”, o, “baja, no puede ser, me mido otra vez” ... a nosotros nos parecía pura lotería, y lo era. Ya la repera era el día anterior de ir al endo ... bueno, eso para otro día.

    NOTA: mi madre jamás supo que había que cambiar las lancetas del pinchador, cuando ya le dolía tanto que no lo aguantaba se iba a la farmacia y se compraba otro.
  • Hola, otra del cole, acaba el recreo y su profe (esta vez la de siempre) le dice que está sudando mucho y que se mida a ver si es por tiene algún problema. Ella le dice que no es necesario, que ya se había medido antes del recreo, que estaba bien, se había tomado las 6 raciones y que sudaba igual que los demás por que habían jugado al pilla-pilla. Como le insistió tanto termina haciendose otro control y evidentemente después de comer estaba a 244. La profe la dice que está muy alta, que eliga a una compañera y se vayan al patio a jugar durante una hora para que la baje. No perdió la oportunidad.
    Cuando salian del cole llevaba un corrillo de compañeros que decian:
    - Me vas a elegir la proxima vez?
    -Elijeme a mí porfa.
    Cuando me lo contó, no sabía si darle las gracias a la profe por su buena intención o mandarla a freir esparragos por su ignorancia después de dos años con ella.
    Y lo mejor de todo, ella estaba encantada por que había descubierto un lado positivo de la diabetes, poder librarse de alguna clase, y encima tenía un dilema, tiene dos mejores amigas y ese día no sabía cual de las dos elegir y encima nos pide permiso para poder hacerlo una vez más (hacerse el control después de comer) para elegir a la otra amiga, por que pobrecita también tiene derecho.
    Así son a esta edad.
    Un saludo.
  • Hola otra vez, gracias Alea por tu bienvenida.
  • jajajajajajajjajajajajajajajajaja .... me imagino a Ángela haciendo turnos rigurosos entre sus amigas para irse a jugar con ella.
  • Pues yo recuerdo cuando Celia debutó, que tras tres días de UCI estuvo un mes entero ingresada (esta hija mía ya apuntaba maneras)
    A sus ocho añitos era bastante más dócil que ahora, pero aun así, tenía su genio.
    Pues bien, en la planta, las enfermeras le hacían el control y, si estaba alta, la respuesta era automática: Celia, a subir y bajar escaleras.
    Y Celia y yo venga a subir y bajar escaleras. Hasta que una vez, cansada de tanto subir y bajar, le hicieron otro control, con la consabida coletilla de: Celia, estás alta, a subir y bajar escaleras.
    Entonces Celia frunció el ceño, puso los brazos en jarras y le espetó a la enfermera: ¿Pero tú que te has creído, que yo soy una muñeca de cuerda o qué? Si quieres escaleras, las subes tú, porque yo ya no me muevo más.
    Y tenía toda la razón.
  • Bienvenida, anabel!!!....Yo soy la madre de Ángela, acaba de cumplir 10 años, lleva bomba de insulina en la actualidad.... Hace poco fueron de excursión al Casar de Cáceres, pues estando en el museo del queso, se desmayó un niño (una lipotimia, no era diabético ni ná) y del susto que se llevaron los profes la maestra de Ángela le prohibió a la niña jugar, no fuera que a ella le pudiera pasar lo mismo y les diera un disgusto :? :shock: ... Cosas de la ignorancia....
    De los buenos tiempos, siempre quiero más...
    Mamá de Ángela, ¡16 añitos, fiera!. Debut: octubre de 2003.
    Bomba insulina Medtronic Paradigm Veo desde junio 2005
    Última hemo 6.1
  • pradoprado elena_panizo@yahoo.es
    Alea.....alucinada me he quedado, pero cómo puede haber tanta ignorancia entre el personal sanitario??????????? :-/ .....según estaba yo cuando me diagnosticaron que había adelgazado un montón y no tenía masa muscular, si me hacen subir y bajar escaleras me matan.....en fin......no salgo de mi asombro.
    Elena
    Dm1 desde 2000.
    Bomba de insulina desde 2005. Medtronic Veo
    Ultima hemo 6,4
  • Pues ahora te cuento la segunda, Prado, que tiene que ver con lo mismo.

    Durante uno de los ingresos de Celia por descontrol, y esta vez en otro hospital, también le pasó lo mismo con las enfermeras. Una vez tenía sobre 400 de glucemia, y la mandaron subir y bajar escaleras. Pero Celia ya tenía más conocimientos (y yo también, claro) y antes de que yo dijese nada, Celia se enfadó y les soltó:
    "Vamos a ver, tengo 400. Con 400 lo más fácil es que haya acetona. Y con acetona NO SE PUEDE HACER EJERCICIO. Tenéis que subirme la insulina, darme zumos y tenerme en reposo. No sé para qué demonios me mandan a un hospital, si no tenéis ni puñetera idea"
    Y se dio la vuelta, se metió en la cama y se negó a decir una palabra más.
    Yo las miré divertida (dentro de lo que cabe) y les dije "Qué queréis que os diga, si tiene razón".

    No creáis que me fío yo mucho de los hospitales para según qué cosas.

    Saludinos
  • Pues mirar yo tengo una de mi niño con Papá Noel.
    Estabamos en el Corte Ingles, y lo típico Papa Noel por allí, se acercó a mi hjo y le dió un caramelo.Cuando se fué Jose Miguel me dijo: Oye, Papa Noel no sabe que soy diabético? Es que me ha dado un caramelo con azúcar... Bueno pues le tuvimos que decir que Papa Noel lleva muchas cosas en la cabeza y que a veces no se acuerda de todo.
    Bueno, seguimos dando vueltas por El Corte Ingles y nos lo volvemos a cruzar, la misma escena, Pápa Noel dandole un caramelo, pero esta vez para sorpresa de todos José Miguel le dice (pero muy enfandado): Pero oye, tú no sabes que soy diabético y no puedo comer de estos caramelos!!!!!!!!!!!!!!!!!. Es que no te enteras, o qué???????!!!!!!!!!!!!!!!!!!. Mirar la gente se quedo a cuadros y Pápa Noel ni os cuento, no sabía donde meterse, y yo pues allí alucinando con mi niño!!!!!!!!!! ( y la verdad orgullosa de él y de lo responsable que era para tener 4 añitos)


    :oops: :oops: :oops:
  • Os habeis dado cuenta de lo inteligentes k son los niños diabeticos?????????? Anda k no estan resabiados, ni na :twisted:
  • Os debía otra de mi madre. Las vísperas de endo de mi madre eran exactamente igual que las vísperas de un examen, como nos pasa a nosotros, solo que ella lo atacaba a su manera. El día entero se lo pasaba de los nervios, dando vueltas por casa e intentando hacer cosas para no pensar en ello, finalmente se sentaba en la mesa del comedor, cogía el gluco y la libreta, y empezaba a “actualizarla” con lo que ponía en el gluco, quejándose de que no coincidían las horas y las fechas, luego cogía los análisis que previamente se había hecho y los miraba, los comparaba con los anteriores ... no los entendía, aunque los mirase horas y horas, o al menos eso daba a entender ... lo que decía antes, como cuando te vas a examinar y dices a todo el mundo que no te lo sabes, que vas a suspender, que vaya bronca que te va a echar el diabetólogo.
    Cuando volvía venía feliz, “¡¡¡no me ha reñido!!!” ... un día fui con ella, el menda era un tipo muy amable, parecía un cura que tiene delante a una señora de misa diaria, tan solo sonreía y le daba ánimos, entonces entendí muchas cosas, mi madre se comportaba igual que cuando tenía 20 años, cuando era una joven esperando a que su novio acabase la oposición y que al único que daba cuentas era a su confesor.
  • Me ha encantado tu nene Mari, estuvo genial!!!! Ja,ja,ja....
    Yo tendré un montón de historias como todos, pero ahora no me acuerdo de ninguna. A ver si otro dia me viene la inspiración.
  • Beky, pues yo te recuerdo una de la que fuí testigo. El año pasado en Septiembre, cuando estuvisteis aquí, Nyah con 2 años y 8 meses, se acercó corriendo a tí y te dijo "mami !! que no me has puesto la insu !!!....Vamos...pá comérsela!!
  • Mari pues si que es para ponerse orgullosa que le saque los colores a papa noel hombreeee :D , a mi me daba una cosilla cuando debuto y al salir de la piscina ibamos a por el coche al corte ingles y el pobre se quedaba mirando como los demas niños corrian a por los caramelos :(( y el no se queria acercar, y yo le decia pero ve y los coges y te los comes cuando estes bajito y ya se animo ;) pero siempre le comentaba al papa noel cuando se los daba "bueno pero los guardo porque como soy diabetico", por eso un dia me pregunto que si ese era papa noel y le dije "ese no hombre, ese lo pone el corte ingles que el de verdad no puede estar en todos sitios, el de verdad viene el dia de noche buena, estos son de mentira :twisted: ". Yo hubiera preferido la reaccion del tuyo :evil: y si puede ser que le cante las cuarenta al dueño del corte ingles, hombreeeee que no se queda pobre si los da sin azucar XDDD y le cuida los dientes a todos los demas :x .

    Ahhh y en la cabalgata de reyes cada vez que cogia un caramelo me decia "mami, mami, mira si este es sin azucar" y yo dando el cambiazo con los de mi bolsillo y "si hombre si hay de todossssss" ahora si cuelan alguno si pero hace 6 años ni unoooo :x .
  • Jolín, Mami, pues de esa no me acordaba yo, pero ni ahora que me lo comentas tengo ese recuerdo. La verdad que he perdido mucha memoria ultimamente y estoy convencida que es por tanto darle al coco con la diabetes porque sería un poco raro que empezara tan pronto el Alzehimer.
  • Que buenas las anécdotas que contais y los niños que listos.

    Yo os voy a contar una que me hizo mucha gracia (Beky tu ya la sabes). Estamos intentando enseñar a Nicolás a identificar como se encuentra según los valores que tenga y cuando le hacemos el control le decimos si está bajito, alto o normal, para que lo asocie a si tiene algún síntoma. Bueno pues al cabo de unos cuantos días le hacemos el control a Nico y antes de decir nada suelta Nacho su hermano "Mamá yo estoy bajito ¿me das dos galletas?" :-/ :)) . Desde luego son tremendos, no se les escapa una.
  • Y otra que me pareció muy tierna.

    Cuando le cambiamos el catéter a Nico se pone un poco nervioso, aunque ya no llora tanto, y mientras está tumbado boca abajo y mi marido está preparándolo yo le cojo las manos y le digo "Tranquilo cariño que está aqui mamá". Bueno pues resulta que ahora Nacho tiene conjuntivitis y hay que ponerle unas gotas y se vuelve loco y anoche cuando se las estábamos poniendo va corriendo Nicolás y le coge las manos a su hermano y le dice "Tranquilo Nacho que estoy aqui, soy Nico" .
  • :)) :D :)) :D Mani que buenoooo.

    Beky que responsable es la tuya :P porque el mio ni ahora me lo recuerda :? .
  • Uyyyy si esque estan preciososss, que tiernossss, no hay icono lo bastante bonico para ilustrarlo :D , no te habia leido el ultimo mensaje nos habiamos cruzado, para comerselossss a besossss.
  • Jajajajaj, qué ricos!!!!. La verdad es que esto niños son increibles!!!. Besitos para todos nuestros peques, y no tan peques
    De los buenos tiempos, siempre quiero más...
    Mamá de Ángela, ¡16 añitos, fiera!. Debut: octubre de 2003.
    Bomba insulina Medtronic Paradigm Veo desde junio 2005
    Última hemo 6.1
  • Ayer mismo, en el salón, Ángela y su madre están abrazadas, Ángela esta mimosa, , con los dedos entrelazados, y entonces Ángela que dice ¡¡¡anda, en este dedo todavía me puedo pinchar, casi no tiene agujeritos!!!! ... si, lo habéis adivinado, el dedo que señalaba era de su madre. Segura que ella daría su vida por prestarles todos los suyos para medirse.
  • Este relato no es cierto, ni es verídico ...

    “... Pancho apuesta que adivinará 4 veces sin fallo el nivel de glucosa que tiene en sangre con un porcentaje máximo de desviación de un 10% ..... para comprobarlo Ana le medirá cada vez el nivel de glucosa con un glucómetro convencional ... Pancho tendrá que decir su respuesta durante esos 3 segundos que tarda el glucómetro ...”
    Pancho estaba tranquilo, eran muchos años jugando a adivinar, no podía fallar, les iba a sacar una pasta a estos de "Que apostamos". Se concentró, sintió el pinchazo, dijo 145 ...
    “145 dice Pancho, comprobémoslo, Ana por favor ...”
    Y una muy sonriente Ana .... “140!!!!! .... biennnnn!!!!”
    Los aplausos no le descentraron, venía la segunda .... “ estás tranquilo Pancho”, “si”, “pues adelante”.
    Pancho se concentró, sintió el pinchazo, dijo 135 ... de nuevo había acertado, Ramon y Ana daban ya saltitos de alegría, y entonces el primero anunció ... “seguiremos con la apuesta de Pancho, que la lleva muy bien, después de la publicidad, no se vayan ....”
    30 minutos más tarde, 30 minutos de muy larga espera, sin poder moverse, concentrado, se retomaba el programa ... “Continuamos con la apuesta, recordemos ... bla bla bla ....”
    Pancho se estaba poniendo nervioso, entonces sintió el pinchazo, dijo 48 ... y Ana “45!!! .... biennnnnn!!!!”.
    De nuevo aplausos, muchos aplausos, largos aplausos, y Ramon ... “te encuentras bien, parece que sudas, los nervios, estas muy cerca, tranquilo, solo queda una ....”, y entonces todo ocurrió a la vez, Pancho sintió el pinchazo, y sintió que se caía al suelo a la vez que decía “Lo.... lo ...”, y Ana dando saltos de alegría “LO!!!! .... bien!!!!!!”, y Pancho ya golpeándose contra el suelo “..... lo ... los jodidos anuncios”
  • En el momento de recibir una invitación para una boda lo primero que piensa la gente es ¿qué me voy a poner? Pero en este caso, eso pierde importancia con respecto a la pregunta de cómo me lo monto con la comida y la insulina. Además está el tema de la bomba de insulina y dónde llevarla y a ver como disimular el sensor. En mi caso el sensor no me llevó tiempo ya he dejado por un breve espacio de tiempo el tema de la Monitorización Continua, aprovechando el verano y que por estas fechas estoy más tranquila. En esta época procuro estar muy tranquila y para eso tengo que bajar el control, no estando preocupada del sensor que se pueden caer fácilmente, alarmas…pero eso es otra historia, hoy toca hablar de bodas y diabetes.

Accede o Regístrate para comentar.